Se resquebraja la confianza entre Washington y París

Washington, DC. — En febrero de este año, pocos días después de haberse posesionado como presidente de Estados Unidos, Joe Biden pronunció su primer discurso como mandatario ante una audiencia mundial. Desde la Casa Blanca, Biden le dijo a aliados y rivales geopolíticos “Estados Unidos ha vuelto, la alianza transatlántica ha vuelto”. Sus palabras resonaron tras cuatro años de una administración Trump que hizo alarde de su política exterior a través de la lente de “Estados Unidos primero”. Era en la Conferencia de Seguridad anual de Múnich que se hizo virtual. Biden habló de una lista de tareas pendientes como el acuerdo nuclear de Irán, enfrentar los desafíos económicos y de seguridad planteados por China y Rusia o reparar el daño causado por la pandemia del coronavirus. Objetivos que requerían una estrecha cooperación entre Estados Unidos y sus aliados occidentales. Sigue leyendo

El desfile militar que quiere Donald Trump no es lo que parece

Washington, DC. – Decía Napoleón Bonaparte que la ambición jamás se detiene, ni siquiera en la cima de la grandeza. Donald Trump ha llegado a la cima de la política, a la oficina más alta de la nación. Pero estar en la cima de la política no va a detener sus ambiciones que tienen algo de napoleónicas. O por lo menos así lo demuestra con su idea de organizar cada año un desfile militar en Estados Unidos. Sigue leyendo