Disparar a matar en EE UU

Washington, DC. — Un nuevo incidente le echa más gasolina al fuego de las protestas por la violencia policial en Estados Unidos. El viernes pasado, un agente de la policía de Atlanta disparó por la espalda a un hombre negro, desarmado, que huía de un intento de detención por parte de dos agentes que incluyó forcejeo. Como consecuencia de los hechos, el agente autor de los disparos fue despedido, el otro suspendido, y la jefa de policía de la ciudad renunció. Sigue leyendo