Estados Unidos: el coste de la elección de Kevin McCarthy

Washington, DC — Ha sido un inicio de año político de alta tensión en Estados Unidos. Algo que no se veía en décadas. El partido con mayoría en la Cámara de Representantes, el Partido Republicano, ha mostrado la profunda división que enfrenta en sus filas. Hasta quince votaciones fueron necesarias para que Kevin McCarthy, un diputado por el estado de California, se fuera elegido presidente de la Cámara. Días de bloqueo, de pugnas internas, de discusiones públicas en la misma Cámara entre McCarthy y republicanos ultras que preferían el bloqueo y la división. Ese grupo de radicales son pocos; unos veinte en un partido que en las últimas elecciones consiguió 222 escaños de los 435, una mayoría exigua pero mayoría al fin y al cabo. Sigue leyendo

Trump no es el candidato que ganó en 2016

Washington, DC — Donald Trump busca de nuevo ser presidente de Estados Unidos. Está en campaña desde hace meses (¿dejó alguna vez de estarlo?); y, formalmente, desde hace unas semanas cuando confirmó lo esperable: «para hacer que Estados Unidos vuelva a ser grande y glorioso, esta noche anuncio mi candidatura a la presidencia », dijo el 15 de noviembre a una multitud reunida en Mar-a-Lago, su propiedad frente al mar en Florida, donde tendrá su sede la campaña. Si lo logra, se convertiría en el segundo comandante en jefe elegido para dos mandatos no consecutivos. Trump, primero, deberá ganar la nominación presidencial republicana y luego las elecciones en 2024 — un camino que no será fácil. Sigue leyendo

8N EEUU: está en juego la democracia

Washington, DC. — Estados Unidos vota este martes en las elecciones de medio periodo. Son unos comicios en los que se renueva la Cámara de Representantes, un tercio del senado, 36 gobernadores y un sin fin de iniciativas y posiciones locales. Y son unas elecciones a las que el país llega polarizado y con una amplia mayoría bipartidista de estadounidenses que temen que pueda producirse violencia por motivos políticos.

Sigue leyendo

EEUU: en la política, los extremos se tocan

Washington, DC. — Los extremos se tocan. Esta descripción es aplicable a varias situaciones en la vida, pero, en política, la primera vez que recuerdo haberla oído fue cuando un analista la usó en 2016 para explicar cómo, miles de seguidores que cautivó el senador Bernie Sanders en las primarias Demócratas que lo enfrentó a Hillary Clinton, acabaron apoyando, en las elecciones de noviembre, a Donald Trump, el aspirante republicano que acabó derrotando a la ex secretaria de Estado. Pasó particularmente entre miles de estadounidenses de clase media trabajadora, poco educada, en los estados del Cinturón del Óxido que habían sufrido en carne propia la transformación económica y las deslocalizaciones. Muchos perdieron sus trabajos, y por su escasa formación, tuvieron problemas para encontrar nuevos empleos; y los que lo lograron, lo hicieron con contratos muy precarios. Culpaban a Obama –y, por ende, a los demócratas de Hillary Clinton– de lo que les sucedía. Sanders, como Trump, conectó entonces con las frustraciones de esos miles de trabajadores. Aun siendo tan distantes en sus propuestas políticas, Sanders y Trump, paradójicamente, consiguieron convencer a la misma audiencia. Los extremos se tocaban. Sigue leyendo

El problema del plástico, aunque sea reciclable: no reciclamos

Washington, DC. — En las últimas décadas, el mundo ha cambiado su modelo de consumo. Todo es más global, más rápido, más intenso y el coste se prioriza sobre cualquier cosa. Tenemos más productos al alcance, mejor nivel de vida que generaciones anteriores y más poder adquisitivo. Consumimos más, aunque no lo necesitemos. Y eso tiene consecuencias porque el modelo está pensado no sólo para que no dejemos de consumir sino para que consumamos más: generamos toneladas de desechos que el sistema no es capaz de procesar. Sigue leyendo

Francia: la sombra del Kremlin sobre los presidenciables

Washington, DC. — Francia votó ayer en las presidenciales, la primera vuelta de un sistema en el que, si ningún candidato consigue el 50 por ciento de los sufragios, los dos más votados se enfrentarán en una segunda votación. En este caso, el 24 de abril.

El resultado de ayer, como en las últimas elecciones y como pronosticaron los sondeos, deja la elección entre el actual presidente que busca su reelección, Emmanuel Macron, de La République en Marche, y la líder de la ultraderecha francesa, Marine Le Pen, de Rassemblement National.

Los franceses ayer eligieron en un contexto de polarización marcado fundamentalmente por dos temas, la pandemia —que es común a la mayoría de elecciones del mundo hoy— y la guerra en Ucrania. Sin duda, la pandemia ha erosionado mucho la popularidad e imagen de Macron, aunque aún goce del favor de una mayoría de franceses. Pero la guerra de Ucrania, indirectamente, tiene un papel relevante en ambos candidatos, y por motivos distintos. Sigue leyendo

Guerra en Ucrania: ¿Por qué Occidente no hace algo?

Washington, DC. — La guerra en Ucrania va para largo. Más de 2,5 millones de personas han tenido que abandonar sus casas huyendo de las bombas rusas, y a pesar de las sanciones y los intentos de diálogo, el invasor avanza y su agresividad crece. La inesperada resistencia ucraniana está impacientando a Vladimir Putin, cuyo ejército redobla su ofensiva que en los últimos días incluye ya zonas residenciales y hasta hospitales.
En este contexto, muchos se preguntan por qué Occidente no hacen algo más para parar a Putin. «¿Dónde está la OTAN, Estados Unidos, Unión Europea?», se preguntó esta semana el entrenador Pep Guardiola en una respuesta que se convirtió en un video viral. «Son todos unos fracasados», concluyó. Sigue leyendo

Putin el paria

Washington, DC. — Vladímir Putin consumó su amenaza. Durante semanas sus palabras nos dijeron que no tenía intención de invadir Ucrania, pero sus hechos —el despliegue militar constante y masivo en las fronteras ucranianas— apuntaba en sentido contrario. Y finalmente dio la orden.

Ucrania está hoy bajo ataque, y no está claro cuál es el final de este conflicto. ¿Qué quiere Putin? ¿Cambiar el gobierno de Volodimir Zelensky por uno más prorruso? ¿Anexionarse Ucrania como hizo con Crimea? ¿Desarmar y diezmar al ejército ucraniano y dejarlo luego a su suerte?… ¿Hasta dónde va a llegar Putin? Sigue leyendo